Carencia Hipoteca ¿Qué es? Procedimiento de solicitud

¿Qué es Carencia Hipoteca? Bueno, cuando se habla del periodo de carencia de una hipoteca nos estamos refiriendo a aquel periodo en el que se otorga la posibilidad de pagar una cuota mensual más pequeña. Durante este periodo solo se tienen que pagar los intereses o hasta es posible aplazar le pago total de la cuota.

El periodo de carencia de hipoteca suele ser concedido por el banco en aquellos escenarios en las que, con el fin de que se pueda hacer frente a los pagos futuros de la hipoteca, sea conveniente aplazar o reducir las cuotas de pago de una forma temporal. El periodo de carencia se tiene que solicitar ante el banco, el cual se va a encargar de estudiar cada caso de forma individual.



¿Cuánto tiempo puede durar el periodo de carecía hipotecario?

En este aspecto debes de tener en cuenta que el periodo de carencia puede ser de varios meses e incluso de hasta 5 años. Esto dependerá de cuáles sean las condiciones del préstamo hipotecario que se haya contratado y de lo que nos ofrezca el banco al hacer la solicitud.

Si al solicitarla se consigue pagar solo los intereses de cada mes, la cuota se podría reducir carca de un 50% dependiendo de cada escenario especifico.

Se debe de tener presente que el mercado hipotecario es realmente amplio y que en muchas ocasiones resulta complicado establecer los estándares para las condiciones del periodo de carencia. En este sentido, hay bancos que llegan a ofrecer solo unos meses, mientras que otros ofrecen hasta 5 años, aunque incluso hay casos en los que simplemente no le dan esta opción su cliente, negándole la carecía hipotecaria.



¿Cuál es el costo de una carencia hipotecaria?

La solicitud del periodo de carencia de una hipoteca terminará encareciendo el precio final de la hipoteca. Si es cierto que durante el periodo de carencia la cota mensual que pagaremos se verá notablemente reducida, cuando la hipoteca regresé a sus condiciones normales tendremos que abobar una cantidad mayor a la que teníamos con anterioridad.

Como durante el periodo de carencia únicamente amortizamos los intereses de la hipoteca, cuando regresemos a las condiciones originales de la hipoteca tendremos que pagar más intereses al tener un capital pendiente ahora más alto del que tendríamos si hubiéramos amortizado con normalidad, sin el periodo de carencia.



 ¿Quién tiene la opción de optar por un plazo de carencia de la hipoteca?

En caso de que nuestra entidad bancaria considera que el periodo de carencia de hipoteca es una buena opción, ten en cuenta que hay una serie de condiciones que se tienen que cumplir para poder optar por ella, entre las que se encuentra la situación económica actual del titular de la hipoteca.

En este punto lo más importante que se debe de tener en cuenta al momento de solicitar un periodo de carencia de hipoteca es consultarlo con el banco para que nos informe a detalle sobre los términos y condiciones que tendrá dicho periodo.

Asimismo, no debes de olvidar el hecho de que se trata de un recurso de alivio puntual para la economía familiar, por lo que siempre debes de tener muy claro que tiene sus ventajas y desventajas, por lo que lo más recomendable es que solo dependas de él si realmente consideras que es una de tus únicas opciones.



Deja un comentario